Cultural Más Cultural


Juárez, mantiene presencia en Latinoamérica

Mantienen su presenciaMantienen su presencia

Publicacion:21-03-2017

+ + - -

La presencia de Benito Juárez se ve en calles, plazas, villas poblacionales, e incluso hasta en un club de futbol

Santiago, Chile.- La fuerte presencia de la cultura mexicana en tierras chilenas es muy reconocida desde hace varias décadas, por lo que encontrar una “Villa México” en esta capital y un club deportivo “Benito Juárez” no resulta extraño.

Un recorrido por Santiago nos lleva a seis calles y pasajes con el nombre de Benito Juárez, dos de ellas en Vitacura y Las Condes, en el sector oriente; otras dos en la zona sur (La Pintana y Lo Espejo), y las dos últimas en Pedro Aguirre Cerda y Cerrillos.

Sin duda, la más importante es aquella enclavada en la capitalina comuna de Cerrillos, en la zona centro-poniente de Santiago, ya que se encuentra en la popular “Villa México”, la cual nació en 1969 para los empleados, funcionarios e imponentes (cotizantes) de la Caja de Empleados Particulares (Empart), una entidad de seguro social.

Ya con la mayoría de las casas y departamentos ocupados, los jóvenes de la época comenzaron a organizarse para practicar deportes, en particular el futbol, lo que generó el nacimiento de varios clubes con nombres vinculados a México.

De esta forma nacieron, entre otros, el “Club Villa México”, “Los Pumas”, “El Toluca”, “Defensor Villa México” y el “Benito Juárez”, uno de los más populares porque allí jugó cuando niño el exgoleador Iván “Bam Bam” Zamorano, quien vivía en ese lugar.

Zamorano primero jugó en el “Club Cultural Villa de México” y a los 10 años pasó al “Benito Juárez”, el que en 1985 lo traspasó al club profesional Cobresal, de la norteña ciudad de El Salvador, donde comenzó su brillante actuación en el balompié rentado.

Notimex realizó un recorrido por la Villa México en busca del club “Benito Juárez”, cuya sede se ubica contigua al Estadio Municipal de Cerrillos, el cual es popularmente conocido con el nombre del Benemérito de las Américas.

Las modernas instalaciones del recinto deportivo municipal, que cuenta con una cancha de pasto sintético y salones para realizar ejercicios físicos, contrastan con la apariencia de la sede del club cuyos colores oficiales son el verde y el blanco.

Un letrero pintado a mano informa que el “Benito Juárez” fue fundado el 13 de diciembre de 1970, poco después que comenzara a poblarse la “Villa México”. El recinto, cuya puerta y ventanas están protegidas con rejas para evitar robos, guarda un histórico y valioso secreto: parte de las copas obtenidas por el club en sus décadas de vida.

Una camiseta enmarcada, el escudo del club y decenas de tarjetas de identificación de los jugadores, además de los trofeos, son guardados celosamente en la sede social.

El recinto es abierto para Notimex por uno de sus dirigentes, Rodrigo Cabrera, quien relata parte de la historia del “Benito Juárez”, un club que se niega a morir y que cuenta con varias decenas de jugadores en sus divisiones.

“El ‘Benito Juárez’ es un club social y deportivo emblemático de la Villa México y es el único que sobrevive desde la fundación de este barrio, ya que en los primeros años habían cinco o seis clubes en esta misma zona”, comentó.

Agregó que “la mayoría de las calles y plazas de esta villa se relacionan con México, por lo que los clubes sociales y deportivos siguieron con la misma tendencia y fueron bautizados con nombres que hicieran alusión a México. Ahí nace el ‘Benito Juárez’”.

Nuevo León, Tijuana, Acapulco, Morelos, Guadalajara, Los Aztecas, Río Grande, Ciudad de México, Veracruz, Monterrey y, por supuesto, Benito Juárez, son algunas de las calles de esta villa, la que contó en algún momento con un monolito en honor al expresidente mexicano.

Cabrera agregó que, “de hecho, Benito Juárez es una de las calles principales de la villa”, la cual se caracteriza por casas de un piso y edificios de departamentos de cuatro pisos.

Precisó respecto a Zamorano y al club “Benito Juárez” que, una vez que alcanzó la fama internacional, el goleador “siempre mantuvo un nexo con nosotros y entregaba ayuda para solventar algunos gastos y que el club se mantuviera”.

De esta forma, la entidad social y deportiva que lleva el nombre del Benemérito de las Américas busca volver a vivir sus tiempos de gloria, cuando en las canchas de tierra del “Benito Juárez” corría un pequeño “Bam Bam” tras el balón sin saber que su último club en el extranjero sería uno mexicano: el América.

Monumento en Guatemala

“En este sitio fue depositada tierra de Guelatao, Oaxaca, México, lugar de origen del presidente Benito Juárez”, reza en la base del monumento que domina en el jardín de una de las avenidas más emblemáticas de Guatemala.

La imponente estatua tiene una altura de 9.70 metros desde su base. En el pedestal de mármol se colocó un nicho que guarda tierra del pueblo en que nació el héroe mexicano en el estado de Oaxaca.

El monumento del Benemérito de las Américas, fundido en bronce en la ciudad de México, donado por el gobierno mexicano, fue inaugurado en el 164 aniversario del nacimiento de Juárez el 21 de marzo de 1970.

La figura del prócer mexicano domina en la Plaza México, de una extensión de poco más de nueve mil metros cuadrados que incluye un atrio de 385 metros cuadrados, un estanque de 165.60 metros y astabanderas de trece metros de altura, según datos del gobierno de la ciudad.

La plaza se ubica en un lugar destacado del jardín que divide a La Avenida de Las Américas, situada entre los elegantes barrios de las zonas 13 y 14, en el sur de la ciudad de Guatemala.

La calle, repleta de árboles y un colorido jardín, es una de las más transitadas de la ciudad. Sobresalen los edificios construidos de unos 20 años a la fecha que se suceden a ambos lados de la vía en las zonas 13 y 14.

La Avenida de Las Américas debe su nombre a las numerosas plazas dedicadas a naciones del continente como Cuba, Ecuador, Canadá, República Dominicana, Nicaragua, El Salvador, Honduras, Colombia, Chile, Costa Rica, Venezuela, entre otros.

Entre las plazas que se levantan a lo largo del jardín de la concurrida avenida resalta la de México, que es conocida por el monumento de Benito Juárez, muy visitada por los capitalinos.

La custodia de los monumentos y el mantenimiento corresponde a las sedes diplomáticas y a la Municipalidad de Guatemala, gobierno de la ciudad encabezado desde hace más de una década por Álvaro Arzú, presidente de 1996 al 2000.

El paseo por el jardín de la Avenida de Las Américas y por sus plazas es habitual entre los guatemaltecos, en especial la visita a la Plaza México que hace honor a Juárez y es una de las más concurridas sobre todo los fines de semana.

Estudiantes, familias, llegan hasta el monumento y tras subir una empinada rampa de concreto se ubican a los pies del monumento para observar la figura del héroe mexicano.

Entonces dan lectura al apotegma del presidente Juárez, expresado en su Manifiesto a la Nación el 15 de julio de 1867, plasmado en el pedestal de la estatua: “Entre los individuos como entre las naciones, el respeto al derecho ajeno es la paz”.

La fórmula universal de convivencia humana es conocida por los guatemaltecos, como ocurre con muchos ciudadanos alrededor del mundo que la hacen parte de sus principios.



« Notimex »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario