Nacional Presidencia


Reforma educativa y GN, entre compromisos cumplidos

PendientesPendientes

Publicacion:03-07-2019

+ + - -

Dos Bocas e Internet en carreteras, entre los pendientes

 

Ciudad de México.-El presidente Andrés Manuel López Obrador ha cumplido 78 de los 100 compromisos que adquirió cuando asumió el cargo el 1 de diciembre de 2018, entre los que destacan los de los rubros de seguridad y lucha contra la corrupción, mientras el resto está en proceso de cumplimiento.

El Ejecutivo federal anunció en días pasados el despliegue de la Guardia Nacional, un órgano del Estado para garantizar la seguridad pública en el país.

También puso en marcha acciones para abatir la impunidad y aumentar el catálogo de delitos graves como la corrupción, el robo de combustible, la portación ilegal de armas, la evasión fiscal y los delitos electorales.

Desde el inicio de su gobierno, López Obrador se reúne todos los días con el Gabinete de Seguridad, lo que marcó como un compromiso, y se otorgó absoluta autonomía a la Fiscalía General de la República. Además se eliminó el otrora Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen).

En energía y telecomunicaciones el presidente asegura que se ha cumplido con no aumentar el precio de las gasolinas, el gas, el diesel y la energía eléctrica más allá de la inflación.

Sin embargo, sigue pendiente la cobertura universal en telecomunicaciones y proveer de manera gratuita del servicio de Internet en carreteras, plazas, escuelas, hospitales y otras instalaciones públicas.

En el rubro económico, en el mensaje que ofreció la víspera en el Zócalo con motivo del aniversario de su triunfo en la urnas, López Obrador sostuvo que no aumentaron los impuestos en términos reales ni se incrementó la deuda pública.

Igualmente se respeta la autonomía del Banco de México para evitar inflación y devaluaciones y se aplica una estricta política de austeridad republicana.

Además, se impulsa al sector turismo para convertirlo en herramienta que promueva el desarrollo económico del país, se estableció un programa de mejoramiento urbano en colonias marginadas y se detuvo el desmantelamiento de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Implementar el programa de la Zona Libre de la Frontera Norte y fijar el salario mínimo por encima de la inflación fueron otros de los compromisos que, expuso, se concretaron durante los primeros siete meses del actual gobierno federal.

En cuanto a la lucha contra la corrupción y la impunidad, el presidente de la República recordó que actualmente los ahorros que se obtienen por no permitir esos flagelos y gobernar con austeridad financian los programas de bienestar.

También se evitó la remodelación de oficinas y la compra de mobiliario de lujo  y se eliminó la seguridad personal para funcionarios que no la necesitan.

En el periodo en cuestión se han evitado gastos innecesarios en el extranjero y  designado solo un delegado federal en cada una de las entidades, además de eliminar la pensión y los servicios de funcionarios para expresidentes.

En cuanto a educación y apoyos sociales de bienestar, el mandatario destacó que se canceló la reforma educativa del sexenio anterior y se otorgaron becas a niñas y niños con discapacidad de escasos recursos, jóvenes y personas adultas mayores.

De igual forma se entregaron los apoyos del gobierno directamente, sin intermediarios, se creó el Banco del Bienestar y se impulsa un programa de mejoramiento urbano en colonias marginadas de la frontera norte.

Un punto central que destaca en sus 100 compromisos lo constituye el Plan de apoyo a damnificados de los sismos con trabajo, vivienda y servicios públicos.

Sobre migración, hizo énfasis en la creación de empleos en México y en Centroamérica a través del llamado Plan de Desarrollo para esa región, mientras que en ciencia y cultura se promueve la investigación científica, tecnológica y se abrió el Complejo Cultural de Los Pinos el 1 de diciembre, entre otros.

En materia de salud, el presidente López Obrador comentó que se trabaja para hacer realidad ese derecho para todas y todos los mexicanos.

Sobre la austeridad republicana, mencionó que no se recurrió a compras de sistemas de cómputo y se redujo en 50 por ciento del gasto de publicidad del gobierno.

Se evitó la aplicación de programas duplicados y se prohibió que secretarios de Estado convivan en fiestas, comidas, juegos deportivos o viajes con contratistas o inversionistas vinculados a la función pública.

El presidente de la República dio prioridad a la entrega de programas sociales con carácter universal a la población de zonas con más rezago social y pobreza, y se respetan los principios constitucionales de autodeterminación de los pueblos, no intervención y solución pacífica de controversias.

Entre los compromisos en proceso de cumplimiento citó la constitución de 266 coordinaciones de seguridad pública en el país que serán atendidas por la Guardia Nacional y la investigación a fondo de la desaparición de los jóvenes de Ayotzinapa.

Además, la rehabilitación de las seis refinerías existentes y el inicio de la construcción de una más en Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, para lograr que en tres años se produzca en México toda la gasolina que consume el país.

Otras de las acciones en proceso de cumplimiento son transferir a las comunidades mineras el impuesto que se cobra a las empresas por la extracción del mineral y en relaciones comerciales o financieras con empresas internacionales dar preferencia a aquellas originarias de países cuyos gobiernos se caractericen por su honestidad.

Crear un corredor económico y comercial en el Istmo de Tehuantepec que comunicará a Asia con la costa este de Estados Unidos e impulsar el desarrollo de fuentes de energía alternativas renovables como la eólica, la solar, la geotérmica y mareomotriz son otros de los compromisos pendientes.

El gobierno federal busca la cobertura universal en telecomunicaciones, solucionar el problema de la saturación del actual Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México y someter a consulta la revocación de mandato.

De igual forma, continuar con el proceso de amnistía para dejar en libertad a presos políticos o víctimas de represalias de caciques, funcionarios o gobernantes del antiguo régimen, que los 50 consulados de México en Estados Unidos se conviertan en defensorías de migrantes y crear una Constitución Moral junto con la población.



« Notimex »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario