Internacional Norteamérica


Piden declarar terroristas a cárteles


Publicacion:08-11-2019

+ + - -

Piden legisladores declarar terroristas a cárteles de las drogas

 

CIUDAD DE MÉXICO.- El representante estadounidense Chip Roy exigió al secretario de Estado, Mike Pompeo, y a los legisladores, aprobar una iniciativa que presentó en marzo para designar a ciertas facciones de los cárteles mexicanos de las drogas como organizaciones terroristas, luego de los hechos de violencia ocurridos en Culiacán y, más recientemente, en los límites entre Sonora y Chihuahua.
"239… es el número de días que han transcurrido desde que presenté una legislación para designar a cárteles mexicanos de las drogas como Organizaciones Terroristas Extranjeras (FTO, por sus siglas en inglés)", tuiteó el representante republicano, aludiendo a la ley H.R. 1700.
En un artículo de opinión en "The Hill", el representante republicano dijo: "Decapitaciones ante las cámaras. Seres humanos disueltos en ácido sulfúrico. Cuerpos cortados en pedazos y esparcidos en la carretera. Personas inocentes dejadas por muertas en las calles. No estoy describiendo al Estado Islámico o Al-Qaeda, sino lo que está ocurriendo en muchas partes del sur de nuestra frontera compartida con México".
Se refirió a la fallida detención de Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín "El Chapo" Guzmán, y al asesinato de nueve miembros de la familia LeBarón, ciudadanos mexicano-estadounidenses, en la frontera entre Sonora y Chihuahua, el pasado lunes, entre otros casos.
Recordó que tanto él como el representante Mark Green llamaron a Pompeo a designar "Organizaciones Terroristas Extranjeras a ciertas facciones de los cárteles de las drogas".
Ello, añadió, "volvería ilegal para quienes proveen material de apoyo o recursos -a esos narcotraficantes- ingresar a Estados Unidos. Evitaría que los miembros actuales de estos cárteles ingresaran a Estados Unidos. También permitiría al secretario del Tesoro Steve Mnuchin bloquear los activos de los cárteles".
Estados Unidos, acotó, "no se puede dar el lujo de hacer de la vista gorda mientras nuestros amigos en México son rebasados. Nuestro patio trasero está en llamas. Es tiempo de que tomemos la manguera antiincendios".
Algunos de los cárteles mexicanos señalados para ser incluidos en la lista de FTO son la facción Reynosa/Los Metros del Cártel del Golfo, la facción de Los Zetas del Cártel del Noreste, y el Cártel Jalisco Nueva Generación, derivado del Cártel de Sinaloa.
Apoyo a la iniciativa. Roy no es el único que aboga por declarar terroristas a ciertos cárteles mexicanos.
El martes, en un testimonio escrito ante el Senado, el subsecretario de Seguridad Nacional, David Glawe, se refirió a los asesinatos de la familia LeBarón, de la comunidad mormona de México, y dijo que son "un ejemplo de cómo estas organizaciones brutales operan a diario. La violencia y falta de respeto por la vida humana que muestran estas organizaciones criminales es tan bárbaro y repugnante como las de cualquier organización terrorista en el mundo".
El representante republicano Mark Green expresó su apoyo a la iniciativa H.R. 1700, diciendo: "Debemos avanzar con esta nueva designación que empoderará a nuestros agentes de procuración de justicia para combatir a los cárteles mexicanos de droga. Agregarlos a las FTO es algo que aplauden los expertos y quienes observan de cerca lo que ocurre en nuestra frontera sur".
El senador republicano Lindsey Graham, quien había dicho que había partes de México tan peligrosas que prefería ir a Siria que esas zonas, señaló que "estoy viendo que mi personal revise si los cárteles mexicanos son o no organizaciones terroristas bajo la ley estadounidense. Si no lo son, me gustaría convertirlos".
De acuerdo con el Acta de Inmigración y Nacionalidad (INA, por sus siglas en inglés), el Departamento de Estado puede designar a un grupo como FTO si: es una entidad extranjera; tiene intenciones y capacidades terrorisas y amenaza la seguridad nacional y/o los intereses nacionales de Estados Unidos.
Ataque a familia LeBarón. Al menos nueve personas de una familia mormona estadounidense, asentada en el norte de México, murieron tras ser atacados en una emboscada, en el más reciente episodio de la violencia asociada al crimen organizado al que el presidente Donald Trump ofreció combatir si el Gobierno mexicano lo solicita.
Seis niños, incluyendo bebés, y tres mujeres de la familia LeBarón fallecieron tras el violento episodio ocurrido el lunes en un camino entre los estados norteños Sonora y Chihuahua, fronterizos con Estados Unidos.



« EL UNIVERSAL »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario