Cultural Psicología


Dialogarán sobre la lectura con base en neuropsicología

LecturasLecturas

Publicacion:25-10-2017

+ + - -

La lectura tiene una repercusión a nivel neuronal que marca una diferencia respecto a las personas que no desarrollan este hábito.

Monterrey, N.L.- Los hallazgos acerca de los procesos de aprendizaje de lectura serán presentados y analizados por Ricardo Rubiales en la conferencia El cerebro que lee. Una mirada de la lectura a partir de las neurociencias, que ofrecerá el jueves 26 de octubre a las 11:00 horas en Niños CONARTE.

El especialista presentará parte de los resultados que han arrojado las investigaciones neuropsicológicas que desde hace alrededor de 15 años tratan de descifrar la forma en que las personas adquieren la habilidad de leer y escribir y que distan mucho de la forma en que se enseñan a hablar.

“Los niños nacen con una estructura neuronal diseñada por defecto para hablar, eso ya lo tienen desarrollado desde los seis meses, pero eso no pasa con la lectura y la escritura. El cerebro tiene que aprender y transformar ciertas zonas para aprender a leer; es completamente distinto y es un proceso de aprendizaje muy complejo para el niño”, refiere Rubiales con base en las investigaciones.

“Pensamos que hacer planas y repetir es el gran ideal y no, la mejor forma de aprender a leer es a través de los cuentacuentos, escuchar canciones, familiarizarse con las rimas, sonidos y estructuras fonológicas. Esto es porque nuestro cerebro tiene dos formas de acceder a la información, la fonológica y la léxica, pero para la segunda tiene antes que desarrollar la primera para que tengan un buen andamiaje y se facilite el aprendizaje”, ahonda.

Más allá de los beneficios que usualmente se esgrimen para motivar a la lectura, los estudios señalan que esta práctica tiene una repercusión a nivel neuronal que marca una diferencia respecto a las personas que no desarrollan este hábito.

Ricardo Rubiales, quien además de dar conferencias y talleres especializados es asesor académico de la Escuela de Educación Disruptiva en México, explica que estos hallazgos son fundamentales para argumentar los motivos por los que no se debe acelerar el proceso de aprendizaje de la lectura.

“Es interesante porque en México tenemos una urgencia y obsesión para que los niños aprendan a leer y que para los 6 años ya lo dominen. Eso es por un desconocimiento que hay respecto a las etapas de desarrollo de los niños.

“También debemos cuestionar cuántos saben leer y cuántos ‘sobreviven’, es decir, simplemente adquirieron la habilidad para descifrar palabras, porque es muy distinto”, señala.

La conferencia El cerebro que lee. Una mirada de la lectura a partir de las neurociencias, se realiza este jueves 26 de octubre a las 11:00 horas en Niños CONARTE, y está dirigido a docentes, padres de familia y personas que trabajen con menores de edad en proceso educativos de cualquier rama.

 



« Redacción »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario