Local Estado


Tienen regios un servicio de transporte caro y deficiente

Camiones.Camiones.

Autor:César López   |    Publicacion:28-05-2019

+ + - -

Conforme transcurren los días, los regiomontanos siguen pasando grandes odiseas.

Monterrey, N.L.-Conforme transcurren los días, los regiomontanos siguen pasando grandes odiseas para trasladarse a bordo del transporte urbano, y es que el servicio ofrecido por las rutas camioneras va a la baja y quien lo reciente es el usuario, el cual debe conformarse con su mala calidad, ya que no existen más alternativas para trasladarse a sus trabajos, escuelas u otros lugares.
Ha pasado poco más de un año y el Gobierno sigue en el estire y afloja con los concesionarios que proporcionan el servicio del transporte urbano, pues ellos claman un aumento para poder mejorar su servicio y por su parte el Gobierno sigue en el análisis para acabar con el mal transporte y con ello brindarle a la ciudadanía el buen servicio que se merece.
Debido a la mala calidad en el servicio, cada día el transporte público pierde terreno sobre el transporte privado, de acuerdo a un estudio realizado por Consejo Cívico en el Área Metropolitana de Monterrey, el 49.5 por ciento de los viajes al destino principal se realizan a través de un medio motorizado no colectivo (automóvil, taxi, uber o motocicleta), mientras que el 31% a través de transporte público colectivo (camión/microbús, Metro, Transmetro).
El estudio, confirma una tendencia que los especialistas han señalado en los últimos años: existe una disminución paulatina en el uso de transporte público en Nuevo León.
Según estimaciones de Origen Destino, en 2005 el uso del transporte urbano era 40.34% (sin considerar el 1.68% correspondiente al uso del metro). Si se compara con las otras dos grandes Áreas Metropolitanas, el uso de transporte público en el AMM es menor y el costo para los usuarios del camión urbano, mayor.
Los regiomontanos invierten casi el doble de tiempo a su destino principal viajando en camión en lugar de en automóvil. En promedio, al trasladarse en camión invierten 103 minutos por viaje redondo, en contraste con los 53 minutos al hacerlo en automóvil. En algunos municipios la diferencia es más del doble: en Escobedo quienes usan camión tardan 109 minutos, mientras el tiempo en automóvil es de 43 minutos, en Apodaca es 110 contra 47 y en García 131 contra 65.
Diariamente, los nuevoleoneses sufren retrasos en el transporte, con demoras de hasta cuarenta minutos y recorridos cada vez más largos, aunados a las pésimas condiciones físicas en las que se encuentran las unidades, pues muchas de ellas carecen de clima, asientos, hasta de ventanas y puertas.
Sin duda alguna, el problema es muy grave y más considerando que el Estado es uno de los ejes económicos y poblacionales del país.
Así mismo, los problemas aumentan con la gran demanda en el servicio del metro y la falta de vagones, las desgastadas unidades del Transmetro, más las condiciones en que trabajan los camiones de la Ecovía.
Los usuarios dicen estar cansados de tanto batallar con el transporte público, pues argumentan que para ellos es una necesidad usarlo y que el poco sueldo que perciben no les alcanza para buscar mejores opciones de transportación.
Por lo tanto, piden al Gobierno el Estado una solución lo más pronto posible, ya que el servicio cada día es peor y a ellos les repercute de manera directa en sus labores diarias.
“Primero nos tenían con la angustia de saber si iba a aumentar o no, después dijeron que no, sin embargo, en lo que ellos supuestamente se pelean, uno se la pasa sufriendo para poder llegar al trabajo temprano, el ciudadano es el que está batallando en esperar los camiones por más de 30 minutos, que se descompongan, que no tengan clima, que vengan llenos”, comentó Joaquín Solano, usuario del transporte.
Para acabar con los problemas en el transporte urbano, el urbanista Hernán Villarreal señala que es necesario una reestructura en el diseño del transporte público y con ellos se solucionarían los problemas de movilidad en el área metropolitana.
Además, señaló que ‘’la forma en la que actualmente están diseñadas las rutas es obsoleta, por lo que un rediseño podría incluso permitir bajar las tarifas. ’’
“Cuando se diseñaron originalmente las rutas, el 60% de los viajes de la población eran al centro”, explicó.
“Se necesita reestructurar el sistema para poder tener tarifas incluso más bajas que las actuales, en lugar de un sistema radial hay que pasar a un sistema ortogonal, que es un sistema norte - sur, oriente - poniente, con más conexiones“, puntualizó.
Mientras tanto, otros expertos señalan que la actual crisis del transporte público no tiene origen en el método de actualización de tarifas, sino que tiene orígenes profundos en el tipo de regulación y relaciones entre la autoridad y los prestadores (discrecional, opaca, oligopólica) y, más recientes, en la decisión de crear los llamados consorcios zonales.
Y mientras son peras o son manzanas, la ciudadanía exige una pronta solución en materia de transporte y considerar todos los problemas que viven a diario para poder abordar el transporte urbano.



 








 

 

 




 

 

 



« Redacción »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario