Deportes Futbol Mexicano


Gana México sin convencer

Layún.Layún.

Publicacion:24-03-2018

+ + - -

Los cuestionamientos se mantienen.

SANTA CLARA, California.-Ahí, recargado en el frágil marco de esa banca que hace 614 días pareció artefacto de tortura, Juan Carlos Osorio volvió a quedarse con los labios amargos y la mandíbula apretada. La Selección Mexicana volvió al estadio del terrorífico 7-0 propinado por Chile en la Copa América Centenario y, aunque ganó (3-0 a Islandia), los cuestionamientos se mantienen.
Porque la pincelada de Marco Fabián (36’) y las buenas definiciones de Miguel Layún (64’ y 90’) no alcanzaron a maquillar del todo las dudas generadas, sobre todo durante la primera mitad, esa en la que hasta sus futbolistas lucieron confundidos, sin saber exactamente qué hacer. Sí, a menos de tres meses de debutar en la XXI Copa del Mundo, el Tricolor mantiene como único estilo el ser impredecible... Hasta para quienes lo integran.
Quedó claro con la descoordinación mostrada por Carlos Salcedo, Néstor Araujo y Héctor Moreno, quienes arrancaron como centrales. El colombiano utilizó un esquema muy similar al empleado frente a Uruguay en la misma Copa del Centenario, pero muchos de los hombres que estrenaron la indumentaria alternativa estaban incómodos.
Síndrome también experimentado por Jesús Manuel Corona y Layún. "El Tecatito" fue empleado como carrilero por derecha; aportó cierto desequilibrio al frente, pero demostró que la marca no es lo suyo. Padeció para controlar al volante Birkir Bjarnason, de cuyas piernas emanaron las dos jugadas clave de los escandinavos.
Pero la clave fueron las dos atajadas realizadas por José de Jesús Corona, de lo más sólido en el representativo nacional. Nada nuevo. De no ser por él, el laboratorio se habría cimbrado o hasta derrumbado. En la primera se estiró para desviar el ensayo del atacante Johann Berg Gudmundsson; la segunda no entró gracias a un buen achique.
Lapsos en los que la Selección Mexicana la pasó verdaderamente mal.
La confusión generada por el hombre que se mordía los labios en la diminuta zona técnica del Levi’s Stadium estaba a punto de generar un problema muy serio. Hasta que Fabián de la Mora se acercó con Andrés Guardado y Layún para alistar esa jugada que desató el delirio de los casi 70 mil asistentes al hogar de los 49ers de San Francisco de la NFL. Tras dos pequeños toques, incrustó el balón cerca del poste derecho del marco defendido por Runarsson.
Noveno gol del atacante del Eintracht Frankfurt con la camiseta nacional. Uno de alto valor, ya que puede representar el boleto al máximo evento futbolístico del orbe. Anteayer, Osorio dejó en claro que un sitio en la lista era disputado por el tapatío y Rodolfo Pizarro, elemento del Guadalajara, quien le sustituyó con un cuarto de hora por jugar. Muy poco tiempo para juzgarlo. Batalla ganada fácilmente por el canterano de las Chivas.
Sensación que todo el Tricolor tuvo hasta después del tanto de Layún, su quinto como seleccionado nacional. Buena definición, a servicio de Hirving Lozano, quien volvió a demostrar que es un titular indiscutible para Osorio.
Ya en compensación, Layún se sacó un golazo de la chistera, para cerrar la cuenta.
Eso sí, ni esos lapsos de lucidez compusieron el semblante de Osorio, quien dio innumerables indicaciones al final. Se movió de esa banca, pero a su boca no le quitó lo amargo, porque el Tricolor no deja de generar dudas.



« Redacción »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario